Bien de Interés Cultural (BIC)

¿Qué es un BIC?

¿Qué condiciones debe reunir un mueble o inmueble para ser declarado BIC?

¿Sirve para algo la declaración BIC?

¿Quién debe presentar un proyecto para su declaración BIC: las autoridades locales, el dueño, cualquier ciudadano?

     La realidad nos dice que, la declaración de un inmueble como Bien de Interés Cultural no sirve para mucho. Día a día, vemos como muchos de estos inmuebles histórico se van arruinando ante la pasividad de las autoridades y ciudadanía en general.

Ley 4/2007, de 16 de marzo, de Patrimonio Cultural de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia.
Preámbulo. El patrimonio cultural de la Región de Murcia constituye una de las principales señas de identidad de la misma y el testimonio de su contribución a la cultura universal. Los bienes que lo integran constituyen un patrimonio de inestimable valor cuya conservación y enriquecimiento corresponde a todos los murcianos y especialmente a los poderes públicos que los representan.
Artículo 1.- Objeto y ámbito de aplicación. 5. Cuando los bienes integrantes del patrimonio cultural de la Región de Murcia se encuentren en previsible peligro de desaparición, pérdida o deterioro, la dirección general con competencias en materia de patrimonio cultural promoverá y adoptará las medidas oportunas conducentes a su protección, conservación, estudio, documentación científica y a su recogida por cualquier medio que garantice su protección.
Artículo 2.- Clasificación de los bienes integrantes del patrimonio cultural de la Región de Murcia. Los bienes más destacados del patrimonio deberán ser  clasificados en tres categorías: a)  Los bienes de interés cultural. b)  Los bienes catalogados por su relevancia cultural. c)  Los bienes inventariados.

     convento-de-san-francisco-mula[1] Tomando como base documental la web de la Comunidad Autónoma de Murcia (Patrimur), en el caso de Mula tenemos 345 bienes catalogados o inventariados, de los cuales, 17 están declarados e incoados como BIC. En principio, debo decir que estas cifras me sorprenden bastante, una por excesiva y la otra por escasa. Sin embargo, teniendo en cuenta el criterio empleado en la catalogación de los inmuebles, ambas cifras se han quedado cortas. Siguiendo el ejemplo de algunos inmuebles ya inscritos en este catálogo de Patrimur, podríamos decir que se pueden añadir algunas decenas más. Casonas, acueductos, molinos, puentes, yacimientos… Iglesia Santo Domingosimilares a los inscritos, han quedado fuera de esta lista, bien por desconocerlos, bien por olvido, dejadez o error de la web. Sirva como ejemplo estas ausencias de bulto: Torre del Reloj,  iglesia de Puebla de Mula, Molino Pintado, acueducto sobre el río Mula aguas abajo del Cigarralejo, Cueva Antón… Mención especial merece, bajo mi punto de vista, el acueducto de derivación del derruido molino de Gabriel. Casi con toda seguridad, la cimentación y arcos de este acueducto son de finales de la Edad Media, siendo reformados siglos después. Afortunadamente, aún se conserva en pie, tal vez debido a que los pilares de la estructura están enterrados en el bancal. Sin embargo su estado comienza a ser preocupante, por lo que necesita una intervención con urgencia.

     La lista de inmuebles declarados como BIC, sorprende aún más por sus ausencias monumentales. Cabe la posibilidad de que mi percepción sobre los méritos de determinados inmuebles para ser reconocidos como de interés cultural, no sean lo suficiente determinantes para otras personas. Por ejemplo, el Convento de San Francisco (sólo está la iglesia), las ya mencionadas Torre del Reloj e iglesia de La Puebla, Arcos de las Monjas, Ermita del Niño, el templo de Santo Domingo… estos y otros, que para miTorre del reloj merecen ser declarados como BIC, ni tan siquiera se encuentran incoados. Aunque la realidad nos dice que, la declaración de Bien de Interés Cultural sirve para bien poco, no está de más que estos inmuebles estén amparados por la Ley del Patrimonio Histórico.

     Justo es decir que, no sólo las autoridades deben poner los medios para frenar el deterioro patrimonial, también los propietarios y ciudadanos en general debemos implicarnos de alguna manera en su conservación. En muchas ocasiones, son éstos últimos los responsables, directa o indirectamente, de la ruina de muchos inmuebles.

Más complicado, casi imposible, es confeccionar un catálogo o inventario de bienes muebles medianameDSC07806nte completo. Un sin fin de objetos pueden ser de interés cultural: esculturas, cuadros, libros, manuscritos, forja, muebles de madera, cerámica, … Nada hay inventariado sobre esto. Confeccionar un listado sería una ardua tarea, necesitaría una implicación de mucha gente, muchas instituciones. Difícil, pero muy interesante sacar a la luz ese tesoro cultural arrinconado, ignorado en casas y locales acumulando polvo y olvido. Mención aparte merecen los espacios y elementos naturales del municipio, sino estoy equivocado, salvo Sierra Espuña y Pedro Ponce, creo que no hay nada protegido, como el entorno de Caputa y Rambla Perea, Pantano de la Cierva, árboles emblemáticos como el Pino del Águila en Cagitán o la milenaria olivera de Prao Negro.Olivera milenaria

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Ciudad de Mula y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s